02 diciembre 2016

Marte: Entre misterios y realidades


Es nuestro vecino cósmico más cercano, pero a pesar de ello está a millones de kilómetros de distancia. Me refiero a Marte, también conocido como “el planeta rojo” por su tonalidad tan característica. Por siglos este astro ha estado rodeado de mitos, algunos más ingeniosos o descabellados que otros, pero su nombre nos trae a la mente algunos misterios que valdría la pena analizar.

Comencemos con el tema de los marcianos, sí, los hipotéticos habitantes de este cuerpo celeste, aunque los mito sobre vida extraterrestre no son nuevos, no hay ninguna certeza en ellos. La presencia del planeta Marte en la mitología antigua tampoco es referencia a ello, pues cada cultura le dio su propia interpretación a los astros en su momento.

Los marcianos comenzaron a hacerse famosos en relatos de ciencia ficción de principios del siglo pasado, sus características de un humanoide verde, de estatura pequeña y antenitas en la cabeza es un ícono de la cultura popular dentro del mundo de la ficción. Pero la realidad está muy alejada de algo así.
A pesar de relatos de supuestos testigos, y muy a pesar de la exploración que se ha realizado en ese planeta dese hace décadas, no existe la más mínima evidencia constatable de vida en ese mundo rojizo y polvoriento, como así lo ha mostrado miles de imágenes que son de libre acceso a todo mundo. Las falsa “sirena”, el “pie grande” o otras tantas cosas de Marte son tan reales como la supuesta “cara” de Cydonia, que solo se trataron de simples pareidolias surgidas en las mentes de quienes ven esas imágenes.

Pero seamos realistas, las naves humanas (terrícolas) llegaron primero a Marte, que las marcianas a la Tierra. El 19 de junio de 1963 los rusos de nuevo ganaron la carrera espacial al planeta rojo cuando a su sonda Марс-1 logró aproximarse mucho, pero no llegó a la órbita marciana. Fue hasta el 27 de noviembre de 1971 cuando la sonda Марс-2 llegó a Marte, pero lamentablemente se estrelló en su superficie.  

Desde entonces el vecino planeta ha sido visitado por un gran número de sondas y naves espaciales de investigación desarrolladas por varias agencias espaciales, principalmente estadounidenses, europeas y rusas por supuesto. Entre ellas las famosas sondas espaciales Viking 1 y 2, que tanto inspiraron a los apasionados por la astronomía y la investigación espacial en los años en los años 1975 y 1976. La más reciente misión ha sido la del Mars Science Laboratory (MSL), aunque es mucho más conocida por su nombre popular de “Curiosity” en los medios de comunicación, la cual arribó a terreno marciano el 6 de agosto de 2012.

Pero no han encontrado ningún signo de vida en ese lejano paraje del universo. Algunos han recordar la noticia que en 1996 le dio la vuelta al mundo de la posibilidad de haber encontrado fósiles de microorganismos en el meteorito de origen marciano ALH84001, algo que habría sido una excelente noticia, pero que posteriormente fue rebatida por más análisis y revisiones científicas.

No es el único meteorito origjnario de Marte que nos ha dado esperanzas de haber encontrado posibles muestras de vida fuera de nuestro mundo, los meteoritos Nakhla y Shergotty tienen presuntos rastros de material orgánico en ellos, pero las pruebas realizadas a estas rocas no han sido concluyentes. Habrá que esperar más.

Pero al paso que vamos muy posiblemente nosotros lleguemos a otro planeta, antes que seres de otro planeta lleguen a nuestro mundo, pues los proyectos de misiones tripuladas a Marte ya están planeadas posiblemente para los años 2018 o 2022, e incluso ya hay personas que se están postulando para ser los primeros visitantes o colonizadores de marte.

En pocas palabras, todo indicaría que los primeros marcianos reales que veamos, sean hijos de terrícolas. Esto sería el primer gran paso para la colonización del espacio, algo muy similar a lo que les ocurrió a los antiguos exploradores y colonizadores de siglos anteriores. Pero solo esperemos que los modernos cosmonautas no cometan el error de destruir y saquear a donde lleguen, como ocurrió en el pasado, aunque ya hay aunque no lo sepan muchos ya hay legislación para ello. En cambio esperemos que construyan y se adapten a los nuevos territorios por explorar.

Y si nos topáramos con vida extraterrestre, pues bienvenida la noticia, que ya muchos ya la anhelan y otros hasta rezan por ella. Y así se cumpliría aquella “profecía” que dijo un futurólogo hace algunas décadas: “Muy posiblemente los primeros extraterrestres que lleguemos a ver, tan solo sean nuestros propios descendientes”.

https://twitter.com/belduque
https://www.facebook.com/BelduqueOriginal

25 noviembre 2016

Los hijos del neo-oscurantismo: Populismo e idiocracia


¿Cuál es el futuro del mundo? ¿En manos de quién está? No es en mano de los Iluminiatis, ni los Rothschild, mucho menos de los extraterrestres, reptilianos, los annunakis o de algún dios desconocido y humanizado. Cositas bellas, gotitas de luz… por favor, ya enciendan el cerebro, y dejen de creer esas… digámosles estulticias. Eso es completamente falso. El destino del mundo lo encaminarán los adolescentes y jóvenes de hoy que se la pasan pegados a las redes sociales pero nunca a un buen libro que les enseñe a pensar con lógica. Y ya estamos viendo los primeros resultados de sus obras.

Esos jóvenes de hoy, opinadones de todo lo habido y por haber, pseudo-filósofos posmodernos que prefieren creen en lo que les conviene en lugar de saber la cruda realidad de las cosas, son los que están generando todos esos cambios socioeconómicos y culturales que se están gestando en esta última década del siglo XXI. Quieren señalar y criticar todo lo que está a su alcance, pero no quieren que nadie los juzgue o ponga sobre la balanza sus obras y palabras, pues según ellos “es su derecho”, pero no les interesa saber nada de sus obligaciones y responsabilidades.

La cuestión es que, aunque ellos no lo quieran reconocer, es que el mundo y la sociedad existe desde hace mucho más tiempo antes de que ellos existieran, así es niños, el mundo es más antiguo y profundo que sus ideas. Se dicen nihilistas solo por haber leído un par de libros de Nietzsche, o comunistas y socialistas solo por haber leído un libro de Marx, pero quieren que sus padres, o el gobierno en turno, les sigan pagando la vida sin que ustedes trabajen lo mínimo para ganarse la comida de cada día.

Jóvenes que le temen al Nuevo Orden Mundial, pero ellos mismo lo están imponiendo por medio de las redes sociales difundiendo ideas de mistificación y desinformación, que en lugar de promover la unión, la paz y la armonía entre las comunidades, promueven el odio racial, el vanagloriarse de lo decadente y la exaltación de lo banal. Es la gran ironía de vivir en la “era de la información” pues su principal herramienta de difusión de datos, es utilizada para promover la ignorancia y hacer incultas a las personas. Esto es el resultado del neo-oscurantismo.

Un ejemplo de esto lo estamos viendo en varios países en donde líderes políticos populistas que juran defender los intereses del “pueblo oprimido”, han tomado como estandarte de batalla varias ideas de odio, racismo fundamentalista, credos religiosos o ideologías políticas nacionalistas radicales, o lamentos de grupos que se sienten vulnerados por intereses ajenos, o las quejas más comunes que están de moda en los medios de comunicación.

Se ha vista de forma constatable que el populismo solo sirve para una cosa, para llevar al poder a sus líderes, pero que al final de cuentas, después de que se han alzado en el poder, gracias al apoyo de las masas, esos mismos líderes solo pisotearán a esas mismas masas que los encumbraron al poder. Y ahí es donde se impone democráticamente la idiocracia, el poder gubernamental impuesto por los idiotas, incultos o ignorantes, según sea el caso.

Parece ilógico, pero así es, la historia reciente no nos dejará mentir, muchos jóvenes, según ellos “bien informados”, que apoyaron a líderes populistas han visto como esos mismos líderes le dieron la espalda a esos ideales de las masas para solo atender sus intereses personales y olvidar al pueblo que votó por ellos. Solo pelean por el poder, para gobernar a los demás, no por servir al pueblo, mucho menos para resolver sus problemas.

Estamos en un momento crítico de la historia en donde se le está dando poder de voz y mando a individuos que nunca debieron haber salido de su barrio. Individuos que se quieren hacer ver como defensores o salvadores del pueblo, pero solo desean el poder a como de lugar, y por encima de quien sea y lo que sea. Pueden ser simples comerciantes, empresarios o industriales, no importa la índole, la formula del populismo ya es conocida y su funcionalidad para llegar a los puestos de poder está comprobada, aunque el individuo no sea el mejor preparado para el puesto, el populismo lo hará llegar ahí.

Varios países de Latinoamérica lo están padeciendo, el país “más poderoso del mundo” ya lo está viviendo, incluso en Europa ya está comenzando a vivir este padecimiento. ¿Qué nos hace falta para comprender la lección? Que un “líder” sea muy famoso o popular no significa que sea bueno o el adecuado para gobernar, o más bien, para administrar los bienes e intereses de un pueblo o país. Si en su discurso hay odio y división, ténganlo por seguro que en sus actos de poder habrá mucho más odio y destrucción de lo que pensaron en un inicio quienes lo pusieron al poder.

Del populismo se dice que es el hijo abortivo de la democracia y el socialismo, copia las buenas ideas de ambos, pero no aplica nada en realidad al llegar al poder. Por eso se impone la idiocracia, una dictadura autoimpuesta por gente desinformada y crédula de líderes que hablan mucho de defender y ser la solución cuando solo son un tumor o parásito de la sociedad. Y es ahí donde uno puede ver que el neo-oscurantismo tiene mucho más alcance del que algunos piensan, al grado de contaminar la política y las finanzas de un país.

¿Quieren volver a vivir en las cavernas? Sigan poniendo cavernícolas de gobernantes. Que uno sepa mucho de leyes no quiere decir que las va a aplicar, solo significa que sabe como lidiar con ellas. Ahí se los dejo de tarea.

https://twitter.com/belduque
https://www.facebook.com/BelduqueOriginal

18 noviembre 2016

Los mitos y realidades de la Luna


Esa enorme roca que ha acompañado a nuestro planeta por millones de años, me refiero a la Luna, ha sido tema de un sinnúmero de anécdotas, ideas, mitos y hasta supersticiones que han marcado a cada cultura de distinta forma, en algunos casos para bien en otros casos para mal. Hoy sabemos que no existe tal “Madre Luna”, pues sabemos perfectamente que solo es un astro o satélite que circunda nuestro mundo, pero por ella han surgido algunos misterios que merecen ser aclarados.

Primero que nada, la Luna no es de queso, está compuesta de varios elementos químicos, principalmente oxígeno, silicio, aluminio, calcio, hierro, magnesio y titanio; posiblemente de ahí surge su color gris claro, casi blanco. No tiene atmósfera, un efecto que tiene varios miles de años, la vida de organismos biológicos como los conocidos hasta el momento no podría ser factible, por lo que las antiguas leyendas de selenitas quedan totalmente descartadas.

El ser humano sí llegó a la Luna en el siglo XX. Para ser más precisos, fue el 14 de septiembre de 1959 cuando la sonda espacial rusa Lunik 2 se estrelló en la superficie lunar, posteriormente, el 3 de febrero de 1966 se logró el primer descenso con éxito gracias a la sonda Lunik 9. Posteriormente, los estadounidenses aterrizaron en la Luna con la primera misión tripulada, la Apolo 11, el 20 de julio de 1969 y el último alunizaje tripulado lo realizó la misión Apolo 17 el 11 de diciembre de 1972.

Sin embargo la Luna siempre se ha mantenido en el ojo de los científicos espaciales. El 17 de noviembre de 1970 los rusos lograron de nuevo ganar la carrera espacial, al alunizar el primer vehículo robótico (rober) controlado desde la Tierra, el Lunokhod 1. Y los trabajos ahí han continuado, lo más reciente ocurrió el 9 de octubre de 2009, cuando la NASA estrelló la sonda espacial LCROSS en el cráter Cabeus, ubicado en el Polo Sur de la Luna, para confirmar la presencia de agua en este cuerpo celeste.

A pesar de que la Luna ya ha sido múltiples veces fotografiada y videograbada por aficionados y profesionales de la astrofotografía, siguen surgiendo aparentes misterios relacionados a ella, los cuales van desde la supuesta presencia de una base de seres extraterrestres construida ahí, hasta la presencia de aparentes ruinas antiguas abandonadas, hasta el hallazgo de pedazos de naves o cuerpos de extraterrestres muertos.

Los maquinadores de mistificación inventaron la supuesta misión Apolo 20, la cual en la realidad nunca existió, pero los mercaderes de la desinformación han lucrado con el engaño de que en 1976 llegó a nuestro satélite natural y sus tripulantes encontraron los restos de una nave alienígena e incluso el cuerpo de un ente de otro planeta de apariencia femenina, el cual los fanáticos(malamente) apodaron la “Mona Lisa”. Un total insulto al intelecto humano, un fraude que cada día le inventan más cosas, pero que, como siempre, no pasa las primeras pruebas para la verificación de su certeza.  

Con la novedosa moda de las “super lunas” que no es otra cosa que la aparición de una Luna llena (o Luna nueva) en el momento del perigeo, que es el momento de máximo acercamiento entre la Luna y la Tierra, algo que se da todos los años, aunque en algunos su índice de acercamiento puede ser un poco mayor que otros, lo que visualmente hablando, hace que el cuerpo celeste se vea un poco más grande y cerca de lo normal, aunque no mucho en realidad.

Erróneamente este fenómeno astronómico ha sido relacionado con catástrofes naturales como terremotos, tsunamis, erupciones volcánicas e incluso huracanes, pero se ha demostrado que las fases de la Luna no afectan en nada a las condiciones meteorológicas o geológicas de algún lugar de la tierra, lo único que causa es la marea en las playas, y es por efecto de la gravedad. Por si fuese poco, muchas personas siguen creyendo que las fases de la Luna afecta en la siembra, poda y cosecha de cultivos, o en la conservación de la carne de los pescados frescos, algo que solo es una creencia muy difundida, pero que no tiene ningún indicio de ser constatable de forma real.

Incluso algunos han llegado a asegurar, falsamente, que afecta a la gestación del bebé en mujeres embarazadas o que su “magnetismo afecta el comportamiento de los animales y personas”. Todas esas ideas surgidas en siglos pasados han sido más que descartadas, e incluso se sabe que el mínimo campo magnético que posee la Luna no puede afectarnos a nosotros o a nuestro planeta de ninguna manera, pues es apenas perceptible en su propia superficie. Por si no ha quedado claro, la Luna no emana ningún tipo de magnetismo, eso es falso. Y por si a alguien le pasó por la mente su influencia en los signos zodiacales, la mal llamada “astrología” es netamente errónea en toda su gran amplitud. ¿Quedó claro eso?

Nos faltaría hablar del mito de los hombre lobo, que se supone surgen en noches de Luna llena, algo que ya es parte del folklor antiguo, y aunque sea un mito ya descartado, solo en películas de fantasía intentan revivirlos. Recordamos que la palabra “lunático” se refiere a alguien de conducta con cambios bruscos de carácter o de humor sin explicación, como un loco. Pero no es que la Luna ponga loca a la gente, eso es falso, aunque sí hay un estudio que indica que la Luna llena puede generar leves trastornos de sueño (sus cerebros generan menos melatonina) en algunas personas, pero eso solo pueda ser un simple efecto cronobiológico, un “ritmo circalunar” vestigial de antiguas conductas del pasado.

En fin de nuestro bello satélite podríamos seguir hablando y escribiendo hoja tras hoja, objeto de inspiración de los bardos y de grandes pintores, hoy punto de enfoque en la mira de fotógrafos y camarógrafos. Pero todos miran a ella, en algún momento les inspira e ilumina su noche. Pero la noche de los misterios de la Luna debe de desaparecer, y pasar al día del saber de nuestra hermosa compañera cósmica.

https://twitter.com/belduque
https://www.facebook.com/BelduqueOriginal/

10 noviembre 2016

Extraterrestres: ¿Amigos o enemigos?



Nos encontramos en pleno sigo XXI, en la era de la información y la tecnología, en donde las telecomunicaciones lo pueden casi todo. Excepto remover las ideas aferradas con necedad. Es ahí donde el mirar al cielo y buscar respuestas más allá de lo místico o espiritual resulta necesario. Es cuando ese abismo existencial o soledad cósmica los abruma a muchos, a quienes no les basta estar rodeados de millones de seres humanos similares a ellos mismos. Es cuando algunos se ponen a buscar a los extraterrestres, por donde sea.

Seamos objetivos, el tema de los extraterrestres no es nuevo, ya en siglos pasados se planteaba la posibilidad de la existencia de civilizaciones enteras en otros astros, desde la Luna, pasando por Marte, Venus y Mercurio, y más allá de nuestro sistema solar. No era tema, para nada, de esoterismo como lo es hoy en día, mucho menos contaminado de falsas conspiraciones de ocultación como algunos lo aseguran. Mucho menos plagado de desinformación y mistificación como se ha constatado en últimas décadas.

Hay que tener la mente abierta y los pies bien puestos en la tierra para abordar el tema de los extraterrestres, pues el tener múltiples registros a lo largo de la historia humana de presuntos encuentros con seres de otros mundos u ovnis, en épocas muy remotas, no es evidencia, mucho menos una prueba, de la presencia de seres alienígenas en nuestro planeta.

Muchos relacionan el tema de los extraterrestres con el fenómeno ovni, pero a pesar de décadas de investigación seria y formal, no se ha logrado determinar en ningún caso la posibilidad de que un tema tenga relación con el otro, muy a pesar de que los fanáticos y aficionados del tema (respaldados por pseudo-investigadores) se aferren a la idea de que un ovni es equivalente de nave extraterrestre.

Debemos saber que el fenómeno ovni, no es de origen distinto a nuestro entorno ordinario, como algunos erróneamente lo creen, por lo que se debe de abordar en toda medida por medio del método científico para su investigación, pues como ya se ha demostrado y replicado, puede ser un “fenómeno” controlado por individuos con mucho ingenio y deseos muy lucrativos de fama para ellos mismos.

Hay que saber diferenciar muy bien, no es lo mismo la ufología, el estudio que busca la desmitificación del fenómeno ovni, que la ufolatría, que solo busca la mistificación e idolatración del tema. Para colmo, la exopolítica ha demostrado ser solo una variante de la ufolatría plagada de nueva desinformación y mitos modernos. Los supuestos testimonios de “contactados”, “abducidos” y “canalizadores” no son de ninguna manera una fuente confiable sobre el tema de los extraterrestres, pues ni ellos mismos pueden demostrar que lo que dicen sea real, pues todo señala que solo son invenciones de ellos mismos.

Los investigadores serios y formales dedicados al tema de la búsqueda de vida extraterrestre han encontrado en la radioastronomía la mejor manera de encontrar ese camino. Aunque hay algunos científicos que temen esa posibilidad, y están en contra de tener un contacto directo con alguna otra civilización alienígena, por el riesgo, bastante real, de que la historia de la época de las conquistas se repitiera, pero ahora a nivel intergaláctico. No hay nada que nos de la más mínima idea de las normas morales y la ética de los hipotéticos habitantes de otros mundos.

El tema de la vida extraterrestre se ha actualizado con la aparente detección de 234 señales de pulsos laser, presuntamente emitidas por civilizaciones extraterrestres. Esto lo lograron los investigadores Ermanno F. Borra y Eric Trottier, del Departamento de Física de la Universidad de Laval, en Canadá, después de revisar más de dos millones y medio de estrellas registradas en el proyecto Sloan Digital Sky Survey (SDSS). Pero incluso para los especialistas en el tema, del instituto SETI, es una afirmación demasiado aventurada.

La cuestión es que a pesar de que algunos ven un gran riesgo en ello, la ganancia en cuanto a conocimiento al darse un encuentro, o una comunicación, entre dos civilizaciones de planetas distintos significaría un enorme avance en el saber, en ambos lados de la mesa. No rompería para nada paradigmas ideológicos ni rompería estructuras socioeconómicas, mucho menos derrumbaría estructuras religiosas, nada de eso ocurriría. Ya no estamos en el siglo XIV.

Sin embargo los pseudo-ufólogos y sus seguidores desean que caigamos en el neo-oscurantismo, idolatrando dibujos en los sembradíos hechos por humanos, globos tubulares fotografiados con un mal enfoque, animaciones digitales de mala calidad y otros trucos con los que buscan timar a los incautos.

Hay que dejar de ver al tema de los extraterrestres con ese morbo perverso que le dan esos personajes de dudosa y cuestionable ética. Es un asunto que debería de ser tomado con mucho más interés y dedicación que la que se le ha dado hasta ahora, pues como han dicho muchos analistas futurólogos, el destino del ser humano no está en la Tierra, sino en el espacio exterior. Y es ahí donde nos topemos con que no estamos solos en el universo.

La clásica frase de que “sería un desperdicio…”, es más que obsoleta y caduca en un mundo que no da la más mínima evidencia real de la existencia de vida de otras formas de vidas ajenas a nuestro planeta. Pero esperemos que no tengamos mucho que esperar para saber que no somos los únicos, no por sentirnos acompañados, sino por el simple hecho de resolver ese misterio y cerrar por fin esa duda que a muchos hasta ahora nos llega a la mente.

No importa que creas sobre esto, si no lo puedes demostrar, no importa lo que creas.

https://twitter.com/belduque
https://www.facebook.com/BelduqueOriginal

02 noviembre 2016

El fantasma de La Planchada


Si hay una leyenda que se ha difundido a lo largo de casi todo México, es la leyenda de la enfermera fantasma llamada La Planchada, la cual es casi tan famosa y difundida hoy en día como la de La Llorona. En muchos hospitales del país se narran historias de la misteriosa aparición de una enfermera de bonita apariencia, pero sobre todo muy bien vestida, pero a la usanza antigua, con los uniformes de mediados del siglo pasado, que entra a los cuartos de los pacientes más enfermos, les da su medicina y hasta inyecciones aplica.

No hay un origen certero del origen de esta leyenda, unos la ubican en el Hospital Juárez de la Ciudad de México, otros en el Hospital de Zona 21 del IMSS o en el Hospital Muguerza de Monterrey, y algunos otros en el abandonado Hospital Naturista de Ciudad Madero, Tamaulipas. Incluso dicen que su nombre era Eulalia, pero no hay nada constatado en ello.

Según cuenta la leyenda más generalizada, una enfermera de nombre Eulalia se había enamorado perdidamente de un médico de nombre Joaquín, su romance era tan grande que la misma enfermera ya no concebía la vida sin su amado. Pero un día Joaquín le dijo a Eulalia que tenía que salir de la ciudad para ir a tomar un seminario, por lo que se tendría que ausentar varios días del hospital. Pero días después, compañeros de la enfermera al verla tan desconsolada esperando a su amado, no pudieron seguir guardando un terrible secreto. El médico había renunciado al hospital para irse a casar con otra mujer e irse fuera de la ciudad.

En su corazón murió aquel amor, surgió un gran rencor y desprecio a todo mundo. De ser una persona muy amable y cariñosa se volvió una mujer amargada y malhumorada, al grado que cometió varias negligencias médicas, que incluso se dice llegó a causar la muerte de algunos de los que cuidaba. Las supuestas causas de su muerte son variadas, unos dicen que en un ataque de ira se cortó las venas o se degolló, otros dicen que fue asesinada en el mismo hospital por los familiares de uno de los pacientes a los que ella le causó la muerte, otra versión dice que murió en un accidente al desplomarse un elevador y otros cuentan que falleció de una dolorosa y larga enfermedad en el mismo hospital.

Se dice que desde entonces su fantasma se aparece en los hospitales dando cuidado con gran dedicación a los pacientes más enfermos y que requieren cuidados especiales. Incluso hay varios testimonios de varios que aseguran haber sido atendidos por esta enfermera fantasma en distintos hospitales del país. Como dato curioso, en la ciudad de Monterrey, tanto en el Hospital Universitario, como en el Hospital #21 del IMSS y en el Hospital Muguerza, se dice que se ha aparecido esta enfermera dando atención y cuidados a los internos durante el turno de la noche, según dicen algunas personas que ahí han estado internos, así como los varios médicos y enfermeras de estos hospitales.

Un destacado médico de Monterrey, de quien omitiré el nombre, personalmente me narró que a finales de los 1970´s, después de haber sufrido un grave accidente automovilístico, fue internado en el Hospital Universitario, y una noche llegó una enfermera muy arreglada y guapa, con un uniforme antiguo con capa y cofia, quien con mucho cuidado le aplicó una inyección de un medicamento que necesitaba. Momentos después llegó la enfermera encargada del turno de noche para aplicarle el medicamento, pero él le dijo “la otra enfermera ya vino a ponérmelo”, ante esto la encargada del turno le preguntó ¿cuál enfermera? A lo que él le describió la apariencia de la misma; al oír esto la enfermera de guardia puso casa de sorpresa, y simplemente le dijo “Ah, ya se que enfermera fue”, posteriormente, ya cuando fue dado de alta, las mismas enfermeras le dijeron que esa enfermera “no trabajaba ahí”, pero sí se aparecía para atender a los internos en la noche.

Estas mismas apariciones se reportan en varios hospitales del centro y norte del país, incluso las anécdotas de personas que aseguran haber sido atendidas por La Planchada, no son pocos, desde personas que dicen que les dio sus pastillas, les hizo curaciones en sus heridas, hasta quienes aseguran que les puso inyecciones, y de hecho dicen que tiene muy buena mano para eso.

Unos la pintan como un ángel guardián de quienes están en los hospitales, para otros como un alma en pena que quiere compensar todo el mal que hizo cuando le rompieron el corazón, dando las buenas atenciones que siempre debió haber dado. Pera otros es solo un relato para asustar a los pasantes y practicantes que tienen que ir a hacer guardia nocturna en los hospitales.

Pero los relatos se multiplican, y al parecer atiende en varios estados de la república mexicana, sin distinción de clase, raza o creencia La Planchada por las noches hace su rondín de guardia, cuidando a los pacientes que tienen que pasar una noche más en algún hospital de nuestra nación.

No hay ninguna imagen de ella, a pesar de algunos malos intentos de mistificar el caso, pero La Planchada ya forma parte de las leyendas tradicionales del México moderno.

https://twitter.com/belduque
https://www.facebook.com/BelduqueOriginal/

29 octubre 2016

Archivo Insólito: 11 años de casos de misterio



 Un día como hoy, hace 11 años, nació el proyecto Archivo Insólito, y desde entonces se ha mantenido en las distintas plataformas de medios. 

Hicimos historia y marcamos pauta a seguir, forjamos un precedente, aprendí y avancé mucho en este camino gracias a todos ustedes. 

Gracias por apoyar desde hace 11 años al periodismo de investigación de misterios en Archivo Insólito. 


Muchas gracias por compartir conmigo tantos momentos y experiencias, continuando en el camino de la búsqueda de respuestas y soluciones a los misterios. 


¡Muchas gracias a todos por todo su apoyo y enseñanza!

27 octubre 2016

El origen cristiano del Halloween


Se está acercando una fecha muy especial y agradable para muchos niños, adolescentes e incluso jóvenes, la celebración de Halloween, ahora más conocido popularmente como la “Noche de Brujas”, en donde, como todos los años, recorrerán las calles de varias colonias de la ciudad para ir pidiendo de casa en casa un dulce, alguna golosina casera tradicional de esta época, fruta o lo que las personas estén dispuestos a darles. Pero también ya se está acercando la celebración del Día de Muertos, una festividad muy similar en su temática aunque de trasfondo distinto, pero que tienen un origen en común, ambas festividades tienen un origen cristiano.

Algo muy distinto a lo que se está divulgando en algunos grupos cristianos, el Halloween no tiene un origen netamente celta o druida y mucho menos satánico, es una festividad fue creada en el siglo VII por los antiguos patriarcas católicos. Se dice que el nombre del Halloween viene de la celebración cristiana de la "Víspera del día de todos los santos" (que en ingles antiguo se le llamaba “All Hallows Eve”) que se realizaba el 31 de octubre, la cual era muy popular en Escocia e Irlanda, la cual se hacía precisamente un día antes de "La Festividad de Todos los Santos" que se festeja el 1 de noviembre, la cual instituida por el Papa Bonifacio IV en honor a la Virgen María y a todos los mártires muertos de la Iglesia católica; posteriormente la conmemoración fue extendida a todos los santos, de ahí su nombre actual de “Día de Todos los Santos”, aunque hoy en día simplemente es conocida como el “Día de Muertos”. Hay que saber que originalmente la conmemoración religiosa del Día de Todos los Santos se hacía el 13 de mayo, pero el Papa Gregorio III, en el siglo VIII, la cambió de fecha al 1 de noviembre.

Aunque también hay otra versión, bastante documentada, que menciona el posible origen de la palabra Halloween, el cual vendría de la llamada “Mesnie Hellequin”, la antigua leyenda folklórica europea que hoy en día es más conocida como la “Procesión de los muertos” o “Santa Compañía”, la cual, según cuentan numerosas leyendas, se aparecía tanto en la noche de la Víspera del Día de Todos los Santos como en la del Día de los Santos Difuntos. Dicha aparición de un grupo de seres fantasmales era encabezada generalmente por un personaje ataviado con traje tipo arlequín (hellequin) el cual, según la época y la región, podía ser desde un ser fantástico y legendario hasta un ente de apariencia monstruosa.

Antiguamente en la festividad de la Víspera del Día de Todos los Santos se hacía una vigilia de oración en honor a todos los santos fallecidos, la cual se realizaba durante la tarde del día 31 de octubre, pero las costumbres de los “paganos”, y el sincretismo cultural de los cristianos, hicieron que esta tradición religiosa se transformara, dando por resultado una celebración menos espiritual y mucho más terrenal, en donde las fiestas desplazaron a los rezos tradicionales. Algo muy similar a lo que está ocurriendo con la Navidad y la Semana Santa.

Muchos dicen que todo esto proviene de los antiguos ritos de los celtas, galos y druidas para celebrar el su festividad llamada Samhain, día que los espíritus se reunían la última noche del año celta (31 de octubre) para examinar los acontecimientos del pasado y del futuro, pero también visitaban sus antiguos hogares en la Tierra, que era en si la pauta para la celebración del año nuevo celta. Samhain no era el terrible dios de los muertos como alegan algunos, era la celebración principal de la cultura celta. Cuando los romanos conquistaron los territorios dominados por los celtas, ellos añadieron esta celebración al festival romano de "La Cosecha" que realizaban el 1 de noviembre en honor de la diosa Pomona, pero cambiaron su celebración para el 31 de octubre.

Muchos defienden la celebración cristiana del "Día de Muertos" o "La conmemoración de los Fieles Difuntos" como algo de valor nacionalista, que se festeja el 2 de noviembre, en la cual se levantan altares para recordar a los seres queridos que han fallecido. Según la tradición mexicana, el espíritu de los difuntos regresa ese día para visitar a sus personar queridas y se lleva consigo algún la esencia de algún alimento para el camino de regreso al Cielo, y en las iglesias se hace una oración especial por el descanso eterno de sus almas.

Aquí en México se relaciona mucho esta fiesta con los antiguos aztecas, quienes tenían una celebración muy similar en la que veneraban a Mictlantecutli y Mictecacihuatl “El Señor y la Señora del lugar de los muertos”, a quienes se le rendían honores de una forma muy parecida al actual Día de muertos. Aunque siendo realistas, no tiene casi nada que ver con la antigua tradición azteca, pues para empezar la celebración dedicada a esos dioses se hacía durante el mes de agosto, sin embargo el actual Día de Muertos es en parte una mezcla o sincretismo de tradiciones aztecas y dogmas impuestos por los europeos.

Seamos realistas ambas festividades no tienen origen en Hispanoamérica, las dos son de origen europeo, pero se han difundido mundialmente. Así que no hay que aferrarse a defender una y atacar a la otra, pues en si tienen un mismo origen y un mismo tema, que es la muerte, un destino que todos tenemos irremediablemente como el proceso de la vida así lo dicta.

A pesar de ser del origen cristiano del Halloween se ha relacionado mucho con rituales de magia negra o satanismo. Sin embargo se sabe que para las personas que siguen esas creencias solo es una fecha más en su calendario, de hecho el denominado “Sábado de Gloria” de la Semana Santa cristiana o la Noche de Walpurgis que es de los días principales que ellos usan para sus rituales; aunque según convenga a sus creencias los pueden realizar sin importar la fecha. No es que sea una fecha muy importante para ellos, lo hacen para burlarse de una tradición cristiana, por lo que esos rituales oscuros no tienen nada que ver de forma directa, con esa festividad.

La tradición del Día de Muertos y la fiesta del Halloween se pueden llevar perfectamente bien una junto con a la otra. Una festividad no opaca la otra, ambas son tradiciones mezcladas con mitos y leyendas, las cuales no tienen nada de maligno, aunque algunos “religiosos” las pinten así. Los tradicionales canticos de “Noche de brujas Halloween” o “Dulce o travesura”, tan usados por los niños y adolescentes hoy en día para ir a pedir golosinas de casa en casa esa noche, no tienen nada de maligno, solo forma parte de esa tradición que ha evolucionado, como la sociedad misma.  

No hay porque temerle a los muertos, más miedo hay que tenerle a los vivos. ¡Feliz Halloween y Feliz Día de Muertos para todos!

https://twitter.com/belduque
https://www.facebook.com/BelduqueOriginal

22 octubre 2016

Un "globo ovni" grabado en Ciudad Guadalupe


La imagen fue captada hace uno días en la zona centro de Ciudad Guadalupe, Nuevo León, en donde fue liberado un arreglo hecho de globos metálicos y liberado al viento elevándose a una considerable velocidad, y así se fabrican los "ovnis globo".

Los "globos ovnis" son de los casos más comunes dentro de la ufología mundial, los aficionados se aferran a la idea de que grabaron una nave extraterrestre, aunque en realidad lo que grabaron es tan solo un simple globo común y corriente.


20 octubre 2016

Un mundo raro


Vivimos en un mundo raro, más raro de lo que podría parecer pero así es. Un mundo en donde hay individuos que exigen que sus creencias sean respetadas, pero ellos no están dispuestos a respetar a quienes no creen en ellas, y mucho menos a entrar en un diálogo para pulir diferencias. Un mundo en donde las mentiras los hacen pasar como si fueran la verdad absoluta solo porque unos cuentos así lo desean.

Un mundo en donde “marchas por la familia” en lugar de promover la unión y la armonía promueven mentiras y odio en base a falacias y sofismas. Un mundo tan raro en el que se defienden las libertades y derechos, pero nadie defiende las obligaciones y responsabilidades de todos para con todos.

Un mundo en donde prefieren hacer como que no pasa nada, a comprometerse a solucionar las diferencias, los conflictos o los problemas. En donde se permite al charlatán engañar y estafar a los inocentes solo porque está ejerciendo su “libertad de expresión”. Es un mundo en donde la vida de un perro puede llegar a valer más que la vida de un niño. Un mundo que critica (o más bien ataca) la inversión en ciencia y tecnología, pero no hace nada por combatir la ignorancia y el atraso cultural de las comunidades.

Un mundo que vanagloria la ignorancia y la falsedad por encima del conocimiento real y constatable. Estamos en un mundo en donde las supersticiones de antaño vuelven a encadenar a las mentes de los que alguna vez fueron libres de penar y razonar. Vivimos en un mundo en donde muchos quieren que su dios, los ángeles, la magia, los amuletos, los espíritus, los extraterrestres o las “buenas vibras” arreglen sus problemas, pero no están dispuestos a trabajar arduamente, ni por un momento, para solucionarlos por ellos mismos.

Estamos en un mundo contaminado con ideologías blof o filosofías light posmodernas, sacadas de la manga, que no se pueden sostener por si mismas, si no es por medio de evitar ser puestas a prueba y confrontadas con la realidad palpable y tangible. Un mundo raro en donde si te dicen que algo es “natural” quieren que creas que es bueno, cuando en realidad no todo lo natural es bueno.  

Un mundo que te quiere impedir razonar de forma analítica e inquisitiva, como toda mente libre debería de hacerlo, lejos de dogmas o creencias que puedan encadenar su pensamiento. Un triste mundo que dice estar a favor de los valores y la virtudes, pero que procura los contenidos basura en los medios de comunicación. Un mundo que abraza la pereza mental, la desinformación y la mistificación como somníferos o narcóticos para embelesar a la gente y sumergirla en un pantano de estancamiento existencial.

Un mundo tan ilógico y tan irracional, que un bombero o un policía ganan mucho menos que un senador, y hacen mucho más que ellos. Un mundo que se dirige poco a poco a la imposición “pacifica” de la idiocracia sostenida en ese neo-oscurantismo intelectual que empantana y atrofia los pensamientos de las personas.

En un mundo así, hay que poner un alto, romper con esa estructura involutiva y retrograda, y avanzar por el camino de la razón, con un pensamiento analítico y crítico al mismo tiempo. Pero para poder ser crítico de nuestro mundo debemos de dominar la materia a criticar, pues el crítico cumple la labor del escultor, retirar el escombro de la roca y dejar salir la obra de arte. La crítica siempre es constructiva, a menos que lo criticado no tenga sustento propio, entonces será destruido por su misma vacuidad.

En esta “Nueva era de Acuario” en donde la falsedad es el estandarte principal del “despertar espiritual y de consciencia”, es cuando debemos exigir tangibilidad y verificidad a todo aquello que se nos presente. La frase religiosa “La verdad os hará libres” es de lo más rescatable de contenido espiritual y que muy pocos “espirituales” aplican en la vida real. El “ver para creer” ya ha quedado atrás, estamos en el siglo XXI, hoy lo que dicta la razón y la lógica es “ver para saber”, porque el creer y el saber no son lo mismo, uno necesita de la sumisión de la razón y mientras el otro permite su revisión y corrección.

Como dijo Aristóteles “la única verdad es la realidad”, y tiene mucha razón en ello, pues la podemos poner a prueba y comprobarla o refutarla. No nos dejemos engañar por verdades a medias que necesitan ser creídas para ser ciertas, pues recordemos que en eso consiste básicamente la mentira. Busquemos el saber y seremos realmente libres.

El que esté libre de creencias que tire la primera piedra.   

https://twitter.com/belduque
https://www.facebook.com/BelduqueOriginal

13 octubre 2016

Los riesgos de las pseudociencias y la “ciencia oficial”


Como muchos lo han podido constatar, una de las mejores herramientas para la difusión de la información es utilizada para promover la mistificación. Me refiero a los medios de comunicación, pero muy especialmente al internet y sus redes sociales. En pleno siglo XXI estamos viendo como va resurgiendo un neo-oscurantismo muy similar al que se vivió hace varios siglos, en el que las creencias, los mitos y las supersticiones estaban, impuestas a la fuerza, por encima de la realidad palpable y tangible.

Pero primero que nada, hay que definir eso llamado “pseudociencia” o “paraciencias”. Las pseudociencias son aquellas creencias, técnicas o ideas presentadas indebidamente como una ciencia, como si todo lo que presentara fuera cierto, pero que no aplica el método científico en sus estudios o procedimientos, por lo que no pueden ser verificables o medibles, y que por lo tanto carecen de todo rigor científico. Dentro de estas existen un sinnúmero de terapias o “medicinas alternatias” que prometen sanaciones de todo tipo, incluso algunas prometen la felicidad a las personas.

Por otro lado está la ciencia, mal llamada “oficial” por los fanáticos de las pseudociencias, es un campo del conocimiento conformado por un conjunto de información y datos sustentables que son  corroborables, los cuales se obtienen de la observación, el análisis, la experimentación y la revisión de resultados obtenidos del estudio de los distintos fenómenos que se presentan en el mundo, utilizando el método científico para obtenerlos, lo que permite su verificación constante, e incluso su corrección y actualización.

Hay que saber que las pseudociencias se caracterizan principalmente por tener ideas o dogmas fijos y casi inmutables, a pesar de que posteriormente estudios reales los hayan descartado, no aplican la revisión de datos o resultados, la pseudociencia se aferra a sus ideas iniciales aunque estas sean erróneas. Muy al contrario, solo toma en cuenta los estudios o resultados que le son favorables, pero nunca tomará en cuenta los que pongan en entredicho sus fundamentos, un ejemplo de esto es la astrología, la rabdomancia, la grafología, la dianética, la metafísica (esotérica), la ufología (ufolatría) y la “parapsicología” (el “cazar fantasmas”), e incluso el veganismo puede caer en este categoría.

Los promotores de las pseudociencias consideran toda crítica o intento de revisión como ataques o intentos de censura contra ellos, e incluso llegan a inventar supuestas conspiraciones fraguadas contra ellos, haciéndose pasar como las víctimas de todos los que no les creen; pero en realidad ellos siempre intentarán evadir, descalificar o censurar, e incluso insultar, a cuanta persona ponga en duda o cuestione sus postulados. Recordemos que los resultados arrojados por las “investigaciones” o “estudios” (¿ensayos?) de las pseudociencias no son replicables empíricamente, son meramente anecdóticos y no pasan de ser simples testimonios con “evidencia” que no pasa las pruebas de revisión comunes.

El uso de términos con una connotación peyorativa como “cientificismo” o el de “ciencia oficial” por parte de los partidarios de las pseudociencias cuando son refutadas sus ideas por medio del análisis lógico y la razón, pero recordemos que a diferencia de la ciencia real, que sí aplica el método científico para revisar y constatar el saber, ellos prefieren defenestrar a quien no esté de acuerdo a sus creencias, solo por el hecho de pensar distintos a ellos.

Es muy común que los promotores de estas ideas busquen imponer su opinión sobre las de otras personas, manifestando ser superiores o más avanzadas que las demás, sin el más mínimo diálogo o disertación sobre su veracidad. Algo muy similar a lo que hacían en la antigüedad con algunas creencias religiosas, aunque en el presente algunos grupos de odio ya están comenzando a realizar esta nefasta práctica.

Es frecuente encontrar textos relacionados a las pseudociencias que dicen que ellos buscan “un despertar espiritual y de consciencia”, pero en realidad lo que están haciendo es sembrar el campo con falacias y sofismas. Si lo que siembran son mentiras, lo que cosecharán será ignorancia. Y al parecer eso es lo que ellos quieren.

Si realmente buscaran un despertar o una iluminación al saber, deberían de permitir un análisis crítico de sus postulados y suposiciones, pues solo con ello se podría depurar sus campos, eliminando lo que es falso de o que es real, si es que tienen algo de realidad. No permitamos que se filtre el neo-oscurantismo en la sociedad, pues las consecuencias podrían ser muy lamentables. La realidad es cruda en este aspecto, pero no por muy amarga hay que sacarle la vuelta, se debe afrontarla como lo que es.

Quien esté libre de creencias, que arroje la primera piedra.

https://twitter.com/belduque
https://www.facebook.com/BelduqueOriginal