30 octubre 2012

Leyendas norteñas



Se dice que muchas leyendas se basan en algún hecho real que sí ocurrió, pero que con el paso del tiempo, y según la buena o mala memoria de quien lo narra, de una historia de un hecho verdadero, se va convirtiendo, poco a poco, en una leyenda impregnada de toques de misterio. Así son algunas leyendas, o cuentos, que en mi adolescencia escuché y que ahora les comparto, muy adecuadas al ya muy cercano Día de Muertos.

Comenzaré con una leyenda muy contada, allá por los años 1980's que era llamada “La mujer cara de caballo”, que según se contaba, a más de una persona se le había aparecido en alguna solitaria avenida o carretera de Nuevo León.

Según me contaron, un hombre quien venía de una fiesta, al conducir su auto por una solitaria avenida de Monterrey, vio caminar por la banqueta a una joven mujer, de muy buen cuerpo, y de una larga cabellera que casi le llegaba a la cintura, y vestía una ajustada minifalda. Como era ya pasada la medie noche, y al no haber nadie más en la calle, el hombre decidió acercar su vehículo a la joven mujer para lanzarle un piropo por la ventana.

Pero cual fue su sorpresa, que al alcanzarla, y tenerla frente a la ventana del carro, ella volteó y lanzó un grito parecido a un relinchido, pero lo más impactante era ver que su rostro era igual al de un caballo, y la criatura se abalanzó sobre el vehículo como intentando entrar por la ventana. El hombre al ver eso, arrancó su vehículo a toda velocidad, dejando atrás a la misteriosa mujer.

Según se dice, esa entidad es la llamada “sihuanaba”, una mítica mujer condenada a vagar por los caminos espantando hombres. Era un cuento muy conocido en aquellos años, pero hace un par de años, conocí a una persona que tiene un hermano, quien asegura que esa mujer se le apareció, les comparto su relato.

El joven hombre circulaba por la Carretera a Nuevo Laredo, en circulación hacia Monterrey, venía de un viaje de negocios de EUA, y había decidido hacer el viaje en su carro, pues disfrutaba conducir por la carretera. Al ir entrando al municipio de Escobedo, el joven vio a una mujer caminando a un lado de la solitaria carretera, tenía una larga y bella cabellera, vestía una falda muy corta y zapatos de tacones.

Esto se le hizo muy curioso, y como la mujer tenía muy buen cuerpo, decidió desacelerar para pasar cerca de ella y poder verla bien. Pero al pasar junto a ella, él bajó el vidrio de la ventana, y en ese instante la mujer se lanzó contra el carro lanzando un grito aterrador, pero lo más aterrador era el rostro de la mujer, pues era igual al de un caballo.

El joven aceleró su vehículo, creyendo por un momento haberla dejado atrás, pero su sorpresa fue grande, al ver que esa entidad iba corriendo junto a su carro, frente a su ventana. El velocímetro de su auto marcaba los 90 km/h. El joven pisó a fundo el acelerador, y por fin logró perderla.

¿Se imaginan ver o vivir algo así? Hay muchas personas, serias y respetables, que afirman haber sido testigos de hechos, aparentemente, fuera de lo normal; algunos incluso que llegan a marcar sus vidas, pero que de alguna u otra manera, les deja algún tipo de enseñanza o moraleja, posiblemente de ahí surge el valor de esas leyendas.

Pero, ¿qué pasó realmente? ¿Realmente vieron algo así? El mundo nos juega bromas muy ingeniosas, algunas terroríficas, pero hay que saber sobrellevarlas. No niego la posibilidad de que algo autenticamente “paranormal” les haya ocurrido, pues a final de cuentas lo no conocemos totalmente las leyes físicas del universo, y tal vez alguna de ellas, que aún desconocemos, es la que hace posible esos fenómenos extraños que hacen posible esos misteriosos sucesos en los que se basan las leyendas.

Más delante les compartiré otras leyendas, muy sonadas en sus tiempos, pero que algunos juraban que eran narraciones de hechos reales.

Fuente: http://info7.mx/editorial.php?id=2512

3 comentarios:

Anónimo dijo...

AKA POR TIERRAS DE TAMAULIPAS SE LE CONOCE COMO LA " TEPA " SEGUN MIS ABUELOS ES UNA MUJER QUE SEDUCE ALOS HOMBRES Y CUANDO LOS ENCUENTRAN POR LA MAÑANA SUS ROSTROS ESTAN CON CARA DE SUSTO , HAY OCASIONES QUE SE HAN ENCONTRADO CON MORDIDAS QUE GENTE DE RANCHO DEFINE COMO DE CABALLO .

UFO dijo...

Esta historia me recuerda a una que vi hace unos años en el programa de tv chileno "El día menos pensado", lo vi en el canal "Infinito". Brevemente, la historia era de una mujer muy bonita que caminaba por la ruta cerca de un pueblo en Chile, los hombres paraban y la llevaban, ella se convertía en un monstruo y ellos morían del susto, uno sobrevivió y contó la historia. Cerca de ese pueblo aparecían autos cuyo conductor murió de un infarto la noche anterior, nadie se explicaba porqué, hasta ese relato.

Minipunk dijo...

jajaja que curioso